6 de diciembre de 2011

Quiero una día contigo, un paseo por la playa al mismo paso, mientras se nos echa la noche encima. Quiero que me cojas de la mano cuando esté despistada, y cuando todo esté en silencio, que me digas cualquier tontería para que no paremos nunca de reír. Quiero que me mires a los ojos y sonrias como solo tú sabes hacer, y que me apartes la mirada con las mejillas sonrojadas. Quiero llegar a cualquier roca pequeña para que nos sentemos y tengamos que estar muy juntos, mirar el anochecer en silencio, disfrutándolo. Después quiero que me mires y que en un intento por no perderme nunca, me beses como si fuera nuestro primer beso. Quiero que cuando sea tarde, digas que es pronto solo para quedarte un rato más a mi lado, y que cuando nos vayamos a ir, me agarres del brazo, y me digas que me quieres, que nunca has dejado de hacerlo...

No hay comentarios: